diciembre 05, 2007

¿Flores polémicas?


Lo que leereis a continuacion paso el domingo 18 de noviembre 2007 en Barcelona despues de un curso de Clown Rebel Army impartido por Hilary Ramsden en la Escola de Clown de Barcelona. El “cuerpo” de seguridad que reaccionó con un sentido del humor nulo y con medidas desmesuradas y fuera de toda logica fue la Guardia Urbana. Por lo visto las acciones con los Mossos d’Esquadra (la policia autonomica catalana), que podeis ver en las fotos de debajo, no provocaron ninguna reaccion negativa por parte de estos, excepto unas sonrisas.





Segun me informan el curso de la Clown Rebel Army impartido por Hilary tuvo un “feliz” encuentro con la guardia urbana en Barcelona....recibiendo un regalo de una multa de mil euros por cabeza!!!! Si cometieron algun error fue el de acercarse a la furgoneta de la guardia urbana...aunque fuera con la intencion de limpiarla.....lo que estaba claro es que los animos estaban revueltos despues de la manifestacion del día anterior y la policía lo descargo directamente con ellos!!!!!!!!!!! Algunos de los clowns salieron palidos de la comisaria y no del maquillaje precisamente. La que escribe el texto en castellano que teneis bajo las fotos es una pequeñaja encantadora que dice que la levantaron del suelo por los hombros...y estaba asustada......Ay!!!!!!!! Pero iban vestidos de militares con flores y supongo que despues de la manifestacion de los anti-fascistas esto ya les supero...... La poli decía "¿y esta escuela donde esta? Le vamos a quitar las subvenciones!!!" Claro que… eso seria posible si la escuela tuviera subvenciones. Aquí os dejo el relato, contado por Hilary:





INSURGENT CLOWN REBEL ARMY- SECOND FIRST BRIGADE:

Con narices rojas y paso acompasado, la primera segunda brigada del Ejercito de Payasos Rebeldes nos plantamos en la honorable Plaza de Sant Jaume para agradecer a nuestros anfitriones, la policia de la ciudad, su grata invitacion. Simplemente queriamos mostrarles nuestra excelente preparacion militar para ratificarles nuestra mas estrecha colaboracion en el duro trabajo de preservar y mantener la calma, la seguridad y el orden en las calles. Con una flor en la mano, y un colador en la cabeza, les mostramos a los guardas de los edificios institucionales nuestras habilidades estrategicas: el camuflaje, el saludo secreto, la huida en grupo. Los transeuntes pararon a contemplar el espectaculo. Los niños sonreian. Los padres tambien. La gente parecia estar a gusto y en ningun momento nadie se quejo de nuestra presencia en la calle. Al contrario. Muchos fueron los que quisieron aprender la tactica del camuflaje detras de una hoja fina de cualquier arbusto. Risas y mas risas en la Plaza Sant Jaume hasta que la brigada de Payasos, acorde con su obligacion de cooperar en el mantenimiento del orden en la ciudad, decidio retomar su marcha hacia las Ramblas. Intreractuando con el inesperado publico que se iba uniendo a nuestro paso pudimos comprobar, que los barceloneses no se sentian inseguros si no, mas bien mancos de carcajadas. Asi que fuimos supliendo, como pudimos, esa sana necesidad. El recorrido desemboco en la Plaza Reial , queriamos de nuevo, agradecer a la policia su modesta invitacion. Pero no encontramos mas que su vehiculo –mal aparcado- en el medio de la plaza. En fin. Buscamos y buscamos a los dueños de la furgoneta pero no les encontramos en ningun rincon, tampoco debajo de ninguna palmera. Hasta que de repente, aparecieron dos o tres coches con luces azules y estacionaron bien cerca de la brigada colorida. Pensamos: "Por fin! Ya han venido a encontrarse con nosotros, sus ayudantes". Bajaronse de los coches tres o cuatro miembros del cuerpo de la Guardia Urbana. Al principio, alguien penso que nos querian obsequiar con un buen plato de tortilla y una coca-cola, pues nuestro esfuerzo habia sido grande y perlongado durante toda la tarde. Pero nos fuimos dando cuenta de que en realidad, lo que querian era llevarnos con ellos. ¿Nos tendrian preparado un banquete sorpresa en su casa? El publico inesperado todavia tenia la sonrisa en los labios pero los uniformados no parecian muy contentos. Parecian molestos con tanta carcajada a su alrededor. Nos pidieron nuestra documentacion y cada miembro de la brigada payasil mostro su flor. ¿Es necesaria la documentacion de uno para hacer sonreir a la poblacion un domingo por la tarde? Pasaban los minutos y mas se enfadaban hasta que al final, nos agarraron por donde creyeron oportuno (orejas, nuca, hombros, brazos) y, de muy malas maneras, nos arrastraron hasta "su casa"; la comisaria de las Ramblas. Alli, en una escena absolutamente surrealista (12 payasos aguantando gritos e insultos directamente), no nos mostraron el banquete sorpresa que alguno habia pensado que nos tenian preparado en agradecimiento a nuestra estrecha colaboracion. Nos humillaron y nos acusaron de haber causado risas y mas risas entre la gente que frecuentaba la plaza aquella tarde. ¿Es que es normal que la gente se ria de la policia?, decian. No se si es normal o no, pero desde luego no es malo ni mucho menos delictivo, digo yo. Tambien se estan riendo de mi, y me parece una idea fabulosa. Pero no era el momento de explicarselo, pues empezaban a comentar que por lo visto las porras de goma duelen al impactarte en el cuerpo. Ni tortilla ni coca-cola, lo unico que nos dieron fue la obligacion de darles todos nuestros datos a cambio de un papelito amarillo que ponia "Conductas en el espacio publico de desprecio a la dignidad de las personas". Sinceramente, no creo que hacer reir a la gente sea atentar contra la dignidad de nadie. Menos si el lenguaje esta claramente marcado por un valor que empezamos a temer... el HUMOR. Todo esto paso el Domingo 18 de Noviembre en el centro de la ciudad de la tolerancia, la pluralidad y la libertad de expresion. Para que ustedes vean. Asi que, desde aqui, solo me queda decirles muy sinceramente, que a mi si me hace feliz que los transeuntes del centro de Barcelona tengan una buena ocasion para soltar una carcajada al aire. A mi que me sigan deteniendo pero ustedes; ustedes por favor, nunca dejen de reirse. Gracias.



Y creo que sobran las palabras...vaya tela,


*La información esta sacada del boletin de Clownplanet

17 comentarios:

pez dijo...

Pero que payasos mas subversivos mira que provocar risas entre los inocentes ciudadanos, donde vamos a ir a parar menos mal que hay gente de bien que se dedica a cuidar porque todos estemos de mal humor.

___________________ dijo...

Si, pues llevas razón sobran las palabras... :(

miguel dijo...

Madre mía. Esto me deja de piedra. Las cosas están fatal. La calle debería ser de todos. Hay que recuperarla para que nuestros hijos puedan volver a jugar en ella.

Reproduzco tu entrada en mi blog.

Un fuerte abrazo.

------

http://elnidodeljilguero.motime.com/

TOROSALVAJE dijo...

Mira, conozco por motivos profesionales a la Guardia Urbana de Barcelona, y mi opinión es que deberían disolverla, a pesar de estar 30 años en un ayuntaminto "socialista", eso merece otro capítulo, es un cuerpo policial que mantiene muchos de los tics de una policía no democrática.

Esos tics se han instalado como valores propios de ese cuerpo policial.

He tenido algun encontronazo personal con ellos, denuncié a dos y los llevé a juicio, los absolvieron por falta de pruebas, palabra contra palabra, pero mintieron como ratas en el juicio, eso sí disfruté con su cara de susto.

Es una policía que no se merece esta ciudad.

Una vergüenza.

Besos.

juan rafael dijo...

El sentido del humor es algo con lo que se nace y se ve que, en la oposición para el puesto, piden la prueba de carecer de él.

donde duende??? dijo...

Valientes imbeciles¡¡¡¡en vez de aprender de esa super brigada...si es que lo que más sustan a los idiotas esos no es la fuerza que uno pueda tener, sino que seamos capaces de pensar y reir¡¡¡¡esa es el arma mas peligrosa que poseemos las personas y por la que ellos se acojonan¡¡¡¡¡¡

Besos floreados camarada¡¡¡

Mond dijo...

¡¿Qué?!
Aún así, creo que ellos mismos se reirán del evento después de un tiempo... los cometidos siempre se cumplen, aunque no sea de manera inmediata...

Carlos Martinez dijo...

Para ser policia solo se exige obediencia al superior y dar golpes. El superior obedece al politico de turno y este es un trepa oportunista que solo hace caso a su entrepierna. Algunos hasta mienten montandose unos antecedentes de progre apaleado por esa poli.
La risa por supuesto no va con su formación. Y ya no digamos con jueces y demás personajes siniestros.
A estos solo se le ha pedido buena memoria para hacer oposiciones. De sonreir nada.
La pena es que esto los payasos tampoco lo saben. No se puede obligar a reir a alguien que está en su trabajo por poco dinero y jodido.
Tambien hay que saber cuando termina la función.Aunque nonos guste que termine.

Jassy dijo...

recontra Plop!
bueno pues los politicos son otra clase de "payasos" a los que siempre les rien todas sus gracias, en fin, el mundo esta mal repartido

fire dijo...

Niña el mundo esta loco...
cargan contra el simbolo de la sonrisa y la paz...con la de cosas utiles que podrian hacerse ¡¡¡...no sé que decirte..
esto es inconcebible...y una verguenza pa este pais...
jolin¡¡¡
besicos tesoro..
:-(

SoMeZiNg dijo...

qué fácil es aprovecharse de una posición de superioridad para descargar golpes en gente que no tiene otra intención que provocar risas y bienestar a los ciudadanos.

calma dijo...

Qué vergüenza... siento que haya sido en mi tierra, tiene razón toro, les quedan todavía muchos tics que creo tendrán que pasar muchos años más para que se les vayan.
Besos Su, me ha gustado mucho leer ésto.

Bohemia dijo...

a donde vamos a llegar...
No conocía la noticia...

abrazos

donde duende??? dijo...

A mi una vez me diejron que el que no llora no mama¡¡¡asi qu...jooooooo... me tienes abandonaito del tó¡¡¡¡tienes al gallinero del bosuqe todo revuelto porque no vienes a poner desorden en el desorden¡'¡¡¡y asi el pollo tomatero pues se vuelve mente limpia y claro....luego se rien de él¡¡¡joooooo...(Momento carita Cam ON¡¡)

Besitos

Katty dijo...

Muy fuerte! Y lo peor es que los sueldos de esa gente los pagamos nosotros. La policía, la guardia urbana, los mossos d'esquadra, etc etc no obedecen a nuestros intereses. Cuando roban en una casa ellos no están. Nunca llegan a tiempo. Nunca hacen bien su trabajo..y por qué? Porque se están entreteniendo en maltratar a un grupo de inocentes payasos. Ya vemos en qué gastan su tiempo laboral. Nadie debería pagar impuestos, visto lo visto...
Besitos

Epi dijo...

Esos policías estaban un poco pinzados.

yraya dijo...

Niña me he quedado con la boca abierta, desde luego se que en esta ciudad de Barcelona de la que dicen maravillas de ella están pasando muchas cosas que me recuerdan a un tiempo pasado, que asco y que conste que quiero a Barcelona pero no a su sistema, esto es demencial.

Besitos