enero 20, 2011

La princesa prometida

- ¿Por qué no me has esperado?

- Porque habías muerto.

- La muerte no detiene al amor; lo único que puede hacer es demorarlo.

- Nunca volveré a dudar.

- Nunca tendrás necesidad.


Muchas veces me he equivocado en esta vida, supongo que...me queda mucho por seguir haciendolo,
está visto que soy tremendamente imperfecta, que hay cosas que ya no se como arreglarlas, porque por más que pienso en como hacerlo, me quedo congelada y no sé que pasos dar, ni como actuar.. y sé que sin saber como hacerlo, estoy perdiendo el tiempo y muchas más cosas que hacen que encima me sienta peor, arrrrrrrrrrrrr, porque seré  un lio de personaaaaaaaaaaaaaaaaa, derecha, izquierda, centroooooooooo

5 comentarios:

juan rafael dijo...

¿Quién quiere la perfección? Todos deberíamos buscar la simplicidad, porque las cosas más simples son las que nos hacen más felices.

TORO SALVAJE dijo...

El mundo es un lío Susana.
Quién no se equivoca?

Besos.

Jauroles dijo...

Equivocarse suele ser la única manera de aprender. Osea, que ya vas bien. ;)

Besos.

txusman dijo...

Permiteme ser imperfecto y dudar, eso me convertirá en lo que quiero ser... una buena persona.
Siempre a la izquierda...
Saludos.

yraya dijo...

Tu sabes lo bonito que es ser imperfecto!!!
Mira de frente y vive el día a día, veras como lo que va quedando en el camino se va deshaciendo poco a poco.
Un besito